Tolosako Sagardo Eguna

Publicado: 2013/06/16 de QK en Basconia / Euskal Herria, foticos / argazkiak
Etiquetas:, ,

gereziako-euskal-pastela-pral

Este finde era el primero, después de varios meses, en el que la predicción meteorológica anunciaba que no iba a llover y que incluso sería soleado. Soy bastante alérgico al Lorenzo (así me pegué el día estornudando), pero hay que reconocer que un poco de tiempo seco viene bien si uno quiere hacer excursiones por los pueblos de nuestra hermosa Gipuzkoa.

Pues eso, aprovechando la climatología propicia y dado que el Sagardo Eguna de Tolosa era el único de tamaño medio (20 sagardotegis) al que, por una u otra razón, nunca había podido asistir, decidimos Cal·loh y yo acudir ya de buena mañana a la Sanjoanetako Azoka Berezia y pasar el día en la que una vez (de 1844 a 1854) fue capital de nuestro herrialde.

sagardo-dastaketa-mahaia sagardo-dastaketa-basoak sagardo-dastaketa-butilak

Después de haber recorrido un montón de tenderetes en el Zerkausi, especialmente atractivos porque no habíamos desayunado, nos encontramos en el Triángulo unas mesas dispuestas con cinco vasos sidreros frente a cada silla, que llamaron nuestra atención. Menos mal que Cal·loh, con su natural desparpajo sureño, se decidió a preguntar, porque si no, nos lo habríamos perdido: se trataba de una cata de sidra comentada por el enólogo Mikel Garaizabal y por sus correspondientes sagardogileak. Por sólo 2€ que costaba la txartela, podríamos catar los caldos de cinco sidrerías: Begiristain, Isastegi, Eguzkitza, Astiazaran (que me ha costado dios y ayuda saberlo, porque las botellas que trajo –destinadas a la exportación– estaban etiquetadas en japonés) y Zabala, con su sidra “Aduna”, que resultó ser la más compleja y con más cuerpo, aunque a nosotros nos gustó más la de Eguzkitza, realmente sabrosa y llena de taninos (slurrrp!).

sagardo-dastaketa-marujas sagardo-dastaketa-sagardozaile sagardo-dastaketa-bukaera

Además, y para relajar las papilas, también nos dieron a degustar dos cuñas de queso Idiazabal, una tierna tras la segunda cata, y otra ahumada tras la cuarta. Se supone que una cata no es para beber sino para apreciar (como bien nos dijo Mikel), pero nosotros no sólo nos bebimos lo que nos dieron  a catar, sino que, en cuanto terminó la cata, superamos a las marujas rapaces que tenía al lado Cal·loh, y dimos buena cuenta de toda la sidra y el queso que había sobrado, jajaja!!! Jolín, que estamos en tiempos de crisis y no es cuestión de que se desperdicien estas delikatessen!

latxa-esbarizaculos Berdura-plaza Carlos-gure-jatelekuan

Se nos había hecho ya la una y media, por lo que había que darse prisa antes de que cerrasen el mercadillo. Así, mientras mi colega atendía a los asuntos del corazón, yo me dedicaba a los del estómago, y me procuraba salchichón de potro, queso de cabra curado, pan de espelta, licor de té earl grey, y el goxoki protagonista de la jornada: un gereziako euskal pastela, que es casi imposible de encontrar fuera de Iparralde. Nos quedamos con las ganas de tirarnos por l’esbarizaculos o txirrista de la oveja latxa y dimos una pequeña vuelta por la ciudad para conseguir más sidra fresca y encontrar un lugar majo y escoscau donde sentarnos a deglutir nuestras viandas. Al final, nos aposentamos en pleno parque arqueológico, junto a la iglesia de Santa María y Aranburu Jauregia; no podríamos pedir un entormo más monumental para la monumental fartalla que nos clavamos 😛

ni-tripontzi sagardo-eguna-basoa1€ sagardo-eguna-neskak

Después de los preceptivos cafecitos y sus correspondientes copas en la Herriko, se fue haciendo la hora del Sagardo Eguna: veinte sagardotegis se disponían bajo los arkupes de Berdura Plaza y el vaso tan sólo costaba 1€pa flipar! Además, había degustación gratuita de chorizo a la sidra y bacalao al ajillo! La única pena era que el vaso no estaba grabado 😥 …y que ya no hicimos más fotos. De todas formas, apenas dio tiempo para un par de patxaranes mientras reposábamos en una terracita como buenos tripontzis, antes de que llegase el último tren que nos devolvería a casita felices y contentos… y agradecidos por vivir en esta tierra maravillosa e incomparable :’)

comentarios
  1. Cal·loh dice:

    ¡¡Espectacular!! Ya he dado cuenta por la capital del día espléndido de Tolosa, sin duda un día redondo (sin final desmesurado al que acostumbramos en citas así) que me hace ver que a Donostia, por muy bonita que sea, no le tienen nada que envidiar los pueblos de la provincia.
    Sin duda alguna, el protagonista aunque poco degustado (no tengo duda de que hayas seguido haciéndolo a tu llegada a Irún) fue el pastel de cereza, de incomparable sabor, que por la ‘tripotera’ anterior, no cupo en los estómagos hinchados. Con qué ganas me quedé de un último trocillo, del que no me acordé en todo el viaje de vuelta, al salir del vagón.
    Tuve un agradable y contento volver, atravesando San Sebastián hacia donde se pone el Sol, pasando por toda la Concha hasta llegar a casa, con parón en la orilla, acompañado del ensordecedor vaivén de las olas.
    Cuánto me alegró descubrir que tu “año que viene” se refería al curso 2014-2015. Tendremos más (y reto a que sean mejores) momentos como este magnífico sábado.

  2. QK dice:

    Jo, qué emotivo :’) No, la verdad es que para mí también fue un día redondo. Tuvimos suerte con esa Cata inesperada y el Sagardo Eguna superó con creces mis mejores expectativas. Ah, y no he nombrado al encantador aitona que nos proporcionó la sidra fresca, y de balde, el escanciador y los vasos. Maja gente estos tolosarras!
    El pastel, pobrete, ya ha pasado a mejor vida, jeje! Pero, tranki, que en una próxima expedición podemos ir a Iparralde (Donibane Lohitzune o Miarritze son las más accesibles, aparte de Hendaia, claro) y desquitarnos.
    Envidio tu vuelta a la vera de la inigualable Kontxa; yo tuve que enfrentarme al mediocre contraste de la grisácea españolidad que caracteriza a Irun…
    Venga, kaña y suerte con esos exámenes y esos proyectos, y en cuanto tengas oportunidad te apuntas a la próxima 🙂

  3. […] catar y apreciar las características organolépticas de cada sagardo, tal como aprendimos en la cata de Tolosa. Para Cal·loh este Sagardo Eguna tenía una significación especial, ya que fue en él, hace ya […]

  4. […] TOLOSA – XXIV San Joan Azoka […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s